Expedición de las aldeas olvidadas. 3º día

el

20140517-221213.jpg

Paso ya de los 1100 km de travesía norteña.

Hoy mi día fue más productivo que el de ayer. Comencé a explorar el concejo de Mieres en busca de las aldeas. Según la información que recogí en este concejo es donde más aldeas abandonadas hay de toda Asturias. Será así pero yo no lo eh logrado ver. Mieres es casi una ciudad, un pueblo muy grande, con varios mercados, bancos, hostales, hoteles… Es por ello que tienes que alejarte mucho de la ciudad para poder encontrarlas. Fui ayer a la comisaría de allí en busca de información. Me indicaron algunos lugares pero me advirtieron que los accesos son impracticables. Según me dijeron esto me vino a la cabeza el camino a Busto Vela. Pero según pude comprobar y me iba acercando a la montaña, estos caminos si que eran peores. De hecho son caminos que a pie puedes tener problemas. Rocas sobrantes de la minería, desprendimientos de las montañas y grandes rocas, ese es el camino… Dejé la moto al comienzo y me metí andando unos metros a ver si podía ver el final, pero no era así y no quería dejar allí la moto con todos mis enseres de valor. Al menos lo intenté.

Por ello y para aprovechar más el día ya que había comenzado igual de mal que acabo el de ayer, cogí autoría rumbo Ribadeo. Otra de mis informaciones es que entre los concejos de Ribadeo y Foz se encuentran aldeas abandonadas.

Encontré lo que fue un pueblo costero en el que ya no hay casas. Sólo se conserva el faro ya en desuso y otro faro nuevo que sí funciona. Las casas ya han desaparecido, pero hay una pequeña urbanización al rededor de la que fue “Illa Pancha” Un lugar formidable donde el viento no te deja descansar. Por ello no me detuve mucho tiempo, entre otras cosas porque según llegas lo puedes ver entero de una sola mirada.

Lo primero que hice fue ir a mi punto de acampada para dejar una cosa hecha y que no me ocurriera lo de ayer. Llegué sin problemas a Barreiros donde por 19’50€ pasaré la noche. El camping está a pie de playa, una de las múltiples de este concejo y la verdad que es algo caro para ser un camping, pero al menos tengo acceso a luz eléctrica, cosa que me vendrá de perlas. Si bien hay que decir que los baños han vivido años mejores y que en el bar no encontrarás más que cerveza, agua, refrescos y cubatas… Eso sí, la gente que regenta este camping “A nos a casa” es de escándalo, gente formidable. El mismo dueño, que no me pudo dar información sobre las aldeas olvidadas ya que sólo lleva aquí un año, me recomendó para comer un restaurante muy bueno, el hostal-restaurante “Yenka” que por 12€ me pude comer un primero, un segundo, postre y café. Además de muy buena cocina, es de mucha cantidad. Otra ventaja que tiene es que se encuentra a escasos metros del campamento y puedes coger comida para llevar.

Una vez ya con el buche lleno me fui a recorrerme las inmensas playas y calas de la zona. Encontré una cala deshabitada y una playa también deshabitada. La cala, la cual tiene una explanada enorme de hierba, está al final de la ruta de las playas de Barreiros y no tiene acceso al mar, será una de las circunstancias por las cuales la gente no llega aquí, pese a que es un lugar tremendamente tranquilo.
Justo en dirección contraria me encontré con esta playa deshabitada pese a tener casa y el pueblo al lado. Aquí llevaron todas las piedras sobrantes de las obras que hicieron al crear la carretera y sus aceras. Por ello la arena es muy dura y está llena de piedras, cuando entré a penas podía andar,pero paré allí para descansar y contemplar lo azul que estaba el mar. Lástima que hoy encontrara tantos sitios y no poder enseñárnoslos hasta que no publique el reportaje entero.

Cuando terminé aquí me dirigí dirección Foz. Pare en un bar de carretera. Aquí no me proporcionaron demasiada información pero la poca fue vital. En la costa no voy a encontrar nada, a contrario de lo que había oído antes en Madrid. Entre Foz y Ribadeo, pero por el interior, por la zona de Trabada y las comarcales Lu-112 y 113, puede haber lo que sigo buscando.
Amenaza lluvia por el interior pese a que en la costa sigue soleado. Por ello y porque la información que tengo hasta ahora no es muy concisa y no me quiero dar el viaje en blanco y que además me moje, voy a recabar información en internet de esta zona en concreto para mañana temprano salir hasta aquí ya que desde mi campamento basé hasta esta zona sólo hay unos 15 km.

Mañana pinta prometedor y eso que hoy me ha sido muy productivo y he conocido multitud de lugares y personas, he hecho mil fotografías y he grabado buenos vídeos.

Mañana os seguiré contando más. Hoy me toca dormir con el sonido del mar, espero que no me hiele de frío porque dan mínimas de 7ºC. Al menos mañana dan más calor.

Saludos y V’ss moteros viajeros.

20140517-221221.jpg

20140517-221208.jpg

20140517-221200.jpg

Anuncios

2 Comentarios Agrega el tuyo

  1. Ana Belen Infiesta dice:

    Animo Joel! A por el 4º

    1. Joel Martin dice:

      🙂 a por él!!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s